¿Cómo evitar tener problemas con los clientes?

Categoría :

Todo emprendedor que busque tener éxito debe tener algo claro: cuidar a los clientes es fundamental. La tan repetida frase “el cliente tiene la razón” es cierta y, como emprendedores, tenemos que cumplir esa máxima a raja tabla.

Hay muchos emprendedores que no han podido alcanzar la notoriedad deseada debido a los recurrentes problemas que han tenido con sus clientes y en este punto muchos tiran la toalla al recibir golpe tras golpe sin lograr despegar. Eso les sucede bien sea por falta de experiencia y porque en ningún lugar se les enseña a los nuevos emprendedores las técnicas necesarias para evitar problemas con los clientes.

Por eso, en este artículo quiero explicarte a tí a emprendedor, emprendedora y dueños de nuevos negocios todo lo que tienen que hacer para no tener ningún tipo de inconvenientes con sus clientes. Toma nota de estos tips para que los pongas en práctica.

Consejos para evitar problemas con los clientes

Como ya te comenté al principio , los emprendedores no quieren tener ningún tipo de malentendidos con sus clientes, pues esto es lo más preciado para sus proyectos y a ellos nos debemos pero , ¿Cómo evitarlos? Aquí te diré cómo:

1. Escuchar al cliente

Como emprendedores tenemos que estar agradecidos por la preferencia del cliente. Por lo tanto, tenemos que prestarle atención cuando se presenta ante nosotros.

Escuchar al cliente es importante. Esto significa saber interpretar y entender lo que necesita el consumidor. Hay que comprender lo que nos dicen y también lo que no nos dicen. Se trata, en pocas palabras, de pensar como el cliente: hay que ponerse en sus zapatos.

2. La comunicación es clave

Al igual que en cualquier aspecto de la vida, la comunicación es fundamental para evitar tener problemas con los clientes. Cuando un cliente busque información para adquirir alguno de tus productos o servicios sé claro sobre el alcance de estos, los medios de pago y los plazos de entrega.

Siempre debes mantener a tu cliente informado , no esperes a que el te llame para pedirte información. Esto es aplicable a cualquier tipo de negocio sin excepción.

3. Dar cotizaciones claras

Las cotizaciones son un aspecto importante y que no debe descuidar ningún emprendedor. A través de las cotizaciones el cliente y tú tendrán una primera toma de contacto. Por lo tanto, estos presupuestos tienen que ser lo más exactos posibles. Debes tener bien claro todos los detalles que debe tener una cotización .

Una buena cotización debe especificar, de forma clara, que tipo de productos y servicios se ofrecen, sus costos, tiempos de entrega y demás.

Una cotización con falta de información dará lugar a malentendidos y eso, en consecuencia, nos hará tener problemas con los clientes.

Es decir, si surge algún mal entendido nos referimos a nuestra cotización original, es nuestra base y defensa.

4. Forma a los empleados en la atención al cliente

Aun siendo emprendedores nuevos, podemos tener empleados a nuestro cargo en nuestros negocios. Y cuando estos empleados tienen poco conocimiento en el área de atención al cliente nos puede traer muchos contratiempos con los clientes. Educar a los empleados antes de asumir puestos de atención al cliente debe ser uno de los puntos clave en los que se debe enfocar cualquier dueño de un negocio. Este, sin duda alguna, es el unos de los primeros pasos para evitar problemas con los clientes.

5. Dar respuestas rápidas

Tener abierto varios canales de atención al cliente -en las redes sociales, por teléfono, entre otros- es lo más recomendable para cualquier negocio. Sin embargo, dejar sin respuesta a los clientes cuando se comunican por medio de estas vías es un error bastante grave y que nos puede acarrear muchos problemas.

Dejar sin respuesta a los clientes -o responder demasiado tarde- solo hará que el cliente tenga una imagen negativa del negocio. A la larga, esto traerá problemas con los clientes ya que no se sentirán atendidos. Entonces, es primordial responder de forma rápida todas las consultas y dudas que los clientes expongan a través de todos los canales de comunicación que tenga el emprendimiento.

6. Solucionar problemas de forma inmediata

Solucionar problemas es una forma de evitar problemas con los clientes. Aunque sea obvio, muchos emprendedores no entienden este punto. Cuando, por alguna razón, surja algún inconveniente con alguno de los productos y servicios que ofrezca tu negocio, el deber es solucionar el problema en lo inmediato.

Cuando se le soluciona un problema a un cliente, este -claro está- se sentirá satisfecho y la imagen que tendrá del negocio será de confianza y de responsabilidad.

7. No prometas lo que no puedes cumplir

Muchas veces cuando se está empezando nos encontramos con clientes que piden x o y cosa y nos sentimos muy tentados a decir que sí para quedar bien con él, tratar de cerrar la venta o conseguir el contrato . Aún sabiendo que tienes limitaciones como por ejemplo: el plazo de entrega muy cerca

Te recomiendo en estos casos que primero le des opciones posibles según su requerimiento. Si aún así el insiste con la solicitud es mejor decir NO , ya que cuando surjan los problemas en el camino a tu cliente solo le va a importar que le entregues a tiempo y con la misma calidad porque para él hay una sola realidad : tu aceptaste el trato y ya el pagó.

Comparte con quien necesite saber esto

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Post Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *